top of page

ESCRIBIR SIEMPRE FUE DIVERTIDO

¿Quién dijo que escribir era solitario y aburrido? En un taller de escritura se trabaja , y mucho; se comparte y nacen amistades literarias. Pero también hay tiempo de risas y retos. En algunas sesiones hasta jugamos a los dados, literarios, eso sí. Y es muy divertido ver hasta dónde llega la imaginación, las sorpresas y los personajes cobrando forma en una historia que, de entrada, parecería imposible.

¡Me encanta enfrentar, y enfrentarme, a nuevos retos!

¿Y a ti? ¿Te gusta jugar con la escritura?

Entradas recientes

Ver todo

Comentarios


bottom of page